Tulancingo cultural

tras los tules...

Tulancingo, Hidalgo, México

Principal (portada) en las letras en la música en la actuación en la plástica sociología y sociedad histórico centros y actividades culturales diversas de Tulancingo gastronómico ciencia y tecnología municipios  hidalguenses
 
anteriores
 
danza performance teatro
 
cine
 
prehispánico
 
tradicional y legendario
interesante
 
hacedores
 
     
 

cultura - derechos humanos - derechos de autor - indígenas - columnas y artículos - mujer - mujeres - seguridad - paz

 
 

ecología - técnicas alternativas - festejos de muertos - reconocimientos - bibliotecas - escuelas

 
 

caras y gente

 

______________________________________________

 
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
  Más de  
  Gloria Valencia  
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
   
     
     
     
     
     
     

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
 

8.Dic.18.

     
       
 

LA RIQUEZA CULINARIA DE TULANCINGO

(Segunda parte)

Por Gloria Valencia Vargas

 

 

 

   

En esta ocasión transmito a ustedes parte de un artículo que escribí hace más de 15 años

Aunque la destrucción del patrimonio cultural en Tulancingo ha sido sistemática, hay algo que los depredadores no han podido hacer desaparecer y esto es “la sabrosa comida tulancinguense”.

Aunque en otros lugares del centro de la república la comida es similar; en Tulancingo tiene un toque especial:

“En Tulancingo se come muy sabroso… Me gusta comer en la plaza el jueves… no hay como la barbacoa de Tulancingo” así lo comentaban dos bellas visitantes

Revisando la historia encontramos el siguiente dato. Cuando Madame Calderón de la barca visitó Tulancingo en 1846 escribió en sus famosas cartas lo siguiente:

“Me estoy familiarizando con muchos platillos mexicanos; mole (carne guisada con chile colorado), nopales cocidos, plátanos fritos, chile verde, etc. Tenemos después, invariablemente, frijoles (judías negras guisadas), tortillas calientes y como estamos en el campo el pulque es una bebida obligatoria… En cada comida el puchero sigue luego de la sopa, compuesto de carnero cocido, carne de res, tocino, aves, garbanzo (una judía blanca), calabacitas, patatas, peras cocidas, guisantes y muchas otras legumbres; se sirve todo junto al mismo tiempo acompañado de una salsa de hierbas o tomate…”   

Actualmente la comida tulancinguense se ha enriquecido de los sabores de otros lugares de la cocina serrana, veracruzana, poblana, huasteca y mexiquense. En esta región hay una rica variedad de platillos y recetas antiguas que son un legado de nuestras abuelas y que han permanecido, para el deleite de todos los paladares. ¿Cuáles son estas delicias?

Empezamos con las tulancingueñas que son las clásicas enchiladitas fritas cubiertas de salsa verde de tomate y las rojas de jitomate, chile queso desmoronado, cebolla y lechuga picada y pollo deshebrado. Anteriormente eran toda una tradición pues las preparaban en las puertas de algunas casas por la tarde noche, las tortillas las freían en el comal con un poco de manteca junto a los molotes de papa. Aún permanecen en nuestro recuerdo.

En la lista están el mole verde con habas y calabazas, los bisteces en chile pasilla y tomate.

Los bisteces molidos en metate con salsa de chiltepín y jitomate con nopales que eran preparados con tanto amor, tiempo y paciencia.

No podía faltar el famoso mole de olla, en sus dos versiones; con chile guajillo y epazote y el que posiblemente fue traído de la Sierra Norte de Puebla con su salsa de tomate verde con chile pocle y sus flores de calabaza picada.

Nadie se puede resistir a un rico pipián con su salsa de chile verde pepitas de calabaza, hierbas como el cilantro, epazote, hojas de rábano, lechuga y perejil, carne de pollo y calabazas. ¿Y a quien no le gustan? los ricos tlacoyos de alverjón, haba, frijol o papa cubiertos de salsa verde, morita, cilantro picado rabanitos y queso fresco desmoronado.  

Anteriormente se consideraban comida de pobres a los Gualumbos, que se obtienen de la flor del maguey que nacen del tallo o quiote, hoy son todo un lujo guisados con huevo y en salsa.

Son muchos los platillos tradicionales de Tulancingo, esta rica cocina puede perderse porque ya a las nuevas generaciones no les interesa aprender a elaborarla.

Hasta la próxima. Sus comentarios serán bien recibidos y tomados en cuenta si los envía a: lolvalart@hotmail.com.

 

 

 

 

       
       

 

 

 

Tulancingo: ubicación y clima - hospedaje - restaurantes, cafés y bares

_______________

Gracias por su visita

www.tulancingocultural.cc ® Derechos Reservados

tulancingocultural@hotmail.com

info@tulancingocultural.cc

Aviso legal para navegar en este sitio

Los contadores anteriores al 24 de noviembre de 2014:

 
 

Visitas en las páginas que tienen el contador:free counter

 
 

free counter

Los nuevos contadores a partir del 24 de noviembre de 2014:

contador de visitas
contador de visitas http://contador-de-visitas.com/signup.php

contador de visitas
Contador de visitas
diseño de logo