Tulancingo cultural

tras los tules...

Tulancingo, Hidalgo, México

Principal (portada)

en las letras en la música en la actuación en la plástica sociología y sociedad histórico centros y actividades culturales diversas de Tulancingo gastronómico ciencia y tecnología municipios  hidalguenses
 
anteriores
 
danza performance teatro
 
cine
 
prehispánico
 
tradicional y legendario
interesante
 
hacedores
 
     
 

cultura - derechos humanos - derechos de autor - indígenas - columnas y artículos - mujer - mujeres - seguridad - paz

 
 

ecología - técnicas alternativas - festejos de muertos - reconocimientos - bibliotecas - escuelas

 
 

caras y gente

 

______________________________________________

 
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
  Más de  
  Gloria Valencia  
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
 

17.Jun.16.

 
 

 

 
 

BARRANCAS DEL VALLE DE TULANCINGO

Por Gloria Valencia Vargas

 

Un accidente geográfico que se determina por la formación de un cause; o de una depresión en el terreno producida por la erosión continua o repentina de un curso de agua. Así se describe a “la barranca cuyos sinónimos son: barranco, abismo, voladero, despeñadero, acantilado, sima y cañón.

El abismo se refiere a una profundidad grande y peligrosa. Es también una depresión u hondura que, por sus características resulta grandiosa y riesgosa. Está situado generalmente en un lugar elevado como una montaña.

            Un acantilado es un evento geográfico que adquiere la forma de una pendiente abrupta. En este sentido puede aparecer junto a las costas, en montañas o a las orillas de los ríos.

            Un cañón se precisa como una larga y profunda zanja con paredes escarpadas formadas por la erosión que hace gradualmente un río.

            Sobre las barrancas Carl Christian Sartorius escribió y describió las barrancas de México en 1858:

“Entre las peculiaridades están esos maravillosos y casi perpendiculares barrancos que se ven a menudo en todas partes del país. La mayoría se encuentran entre las montañas y el mar; aunque hay también en la meseta. Una gran parte de la región costera oriental se halla tan fisurada por las barrancas, muchas de las cuales parecen trazadas de oriente a poniente, que difícilmente se viaja a lo largo de una legua sin encontrarse con el camino interrumpido por estos abismos perpendiculares. La mayor parte de esas barrancas se formaron quizá, cuando el país estuvo sometido a convulsiones de origen plutónico, puesto que los depósitos horizontales de conglomerado parecen confirmar esta suposición; otras, por el contrario, son oquedades volcánicas y, unas más, son sin duda, producidas por la fuerza irresistible de los torrentes de la montaña.

El número de barrancas es tan grande que, por razón natural, las formas y tamaños son necesariamente diferentes…”

            Cerca de la ciudad de Tulancingo rumbo a Huasca en una amplia llanura aparece en forma inesperada, la barranca de Alcholoya, que se une a otras y que al ensancharse forma la gran barranca de Metztitlan.

            “Alcholoya”, es un bello lugar donde hay varios paisajes que admirar, en primer lugar, dos saltos de agua que tendrán una altura de 12 a 18 metros y de bastante caudal, habiendo otras menores en diversos lugares de la grandiosa Barranca de San Pablo, esta de muchos kilómetros de longitud y ante todo de considerable altura, para darse una idea considérese que en el fondo de dicha barranca ya se dan frutos propios de tierra caliente…Para este lugar se debe seguir el camino antiguo a Pachuca, por Acatlán hasta la Fábrica de Alcholoya quedando ya muy cerca la barranca y los diversos saltos y paisajes…” TULANCINGO Y SUS ALRREDEDORES, Roberto Ocádiz 1940

            El mismo autor hace mención de otras interesantes zonas como el cañón de la Esperanza, los acantilados de los Ermitaños:

            “El cañón de Tezoquipa y la caída de agua del mismo con una altura de 7 metros y de poco volumen constante; a este lugar también se llega por la carretera a Cuautepec, bajándose en el rancho El Nido y siguiendo por un callejón pedregoso que se encuentra al lado derecho del camino…”

            A pesar de su valor para el medio ambiente y la biodiversidad la “reforma energética” constituye una fuerte amenaza para estas regiones.

Sus comentarios serán bien recibidos y tomados en cuenta si los envía a: lolvalart@hotmail.com.

 

 

  

 
     
     
     

 

 

c

Tulancingo: ubicación y clima - hospedaje - restaurantes, cafés y bares

_______________

Gracias por su visita

www.tulancingocultural.cc ® Derechos Reservados

tulancingocultural@hotmail.com

info@tulancingocultural.cc

Aviso legal para navegar en este sitio

Los contadores anteriores al 24 de noviembre de 2014:

 
 

Visitas en las páginas que tienen el contador:free counter

 
 

free counter

Los nuevos contadores a partir del 24 de noviembre de 2014:

contador de visitas
contador de visitas http://contador-de-visitas.com/signup.php

contador de visitas
Contador de visitas
diseño de logo